colesterol vision

Esto tiene una respuesta clara y concisa: Sí. Tener altos niveles de colesterol puede aumentar o acelerar el riesgo de padecer determinados problemas oculares. Por eso, cuidar nuestra dieta y, en general, nuestra salud no solo será bueno para nuestro aspecto físico, sino también para prevenir enfermedades de todo tipo.

Un alto nivel de colesterol en sangre puede llegar a bloquear el flujo de sanguíneo de la zona ocular. Porque al igual que se puede acumular en las paredes de los vasos sanguíneos del resto del cuerpo, puede ocurrir que lo haga en las cercanas a los ojos, provocando la disminución de la oxigenación de los tejidos oculares. Lo cual puede derivar desde un sutil deterioro en la percepción de los colores, hasta una pérdida de visión total o parcial.

Problemas de visión por colesterol alto

  • Pérdida de percepción de colores
    Un exceso de colesterol en sangre puede afectar a la retina o a la zona de la corteza cerebral donde se desarrolla la función visual. Con ello, provoca una pérdida progresiva de la capacidad de distinguir los colores.
  • Bloqueo del flujo sanguíneo
    Si el colesterol se acumula en tejidos cercanos a la retina puede llegar a bloquear el flujo sanguíneo de la zona y perder parcial o totalmente la visión. Igual que puede derivar en paros cardíacos, podría llegar a producirse un infarto en la zona de la retina.
  • Xantelasmas
    Los xantomas son depósitos de colesterol en la piel. Si aparecen cerca de los ojos se denominan xantelasmas y se presentan como manchas amarillas en los párpados. Aunque no tiene complicaciones perjudiciales para la salud, sí son un problema estético. También se pueden formar en el arco alrededor de la córnea, de un color amarillento o grisáceo. En personas de mediana edad suele asociarse a una hipercolesterolemia familiar. Tampoco afecta a la visión pero es un claro signo de un elevado nivel de colesterol por el que debemos preocuparnos.

Para prevenir cualquier tipo de problema relacionado con el colesterol, es muy  importante tener un estilo de vida saludable: llevar una dieta equilibrada y hacer ejercicio con regularidad. Si tienes alguno de estos problemas o tienes indicios de que puedes padecerlos, lo que debes hacer, además de cuidarte, es acudir inmediatamente al oftalmólogo. De esta manera podremos diagnosticarlos y tratarlos a tiempo antes de que puedan derivar en patologías graves o pérdidas de visión.

SOLICITAR CITA

Equipo IOTT