Casi medio millón de personas al año son intervenidas en un quirófano de cataratas en nuestro país, es decir, más de 1.300 operaciones diarias.

La operación de esta patología es una necesidad para miles de personas en nuestro país, porque les permite mantener su independencia y movilidad. La sensación que padecen es de tener un cristal empañado.

Grandes avances en las intervenciones de cataratas

En las últimas dos décadas, las técnicas de esta intervención han avanzado mucho y actualmente el paciente no pasa más de 15 minutos en el quirófano. Antes las incisiones eran de unos 10 milímetros, hoy se han reducido a dos milímetros y sin puntos de sutura. Porque la tecnología ha permito que previamente se pueda trocear, se pulverice y, por último, se aspira por esa mínima incisión.

No solo se han mejorado los tiempos y las técnicas, también los resultados. Y es que el efecto es casi inmediato y el paciente percibe una alta nitidez .

Lo cierto es que, tarde o temprano, un alto porcentaje de la población padecerá este problema. Básicamente porque nuestra esperanza de vida es cada vez mayor.

¿Qué es la catarata?

La catarata responde a la pérdida de transparencia de una lente natural ubicada el interior del ojo que denomina cristalino.

No es más grande que una lenteja y se encarga de ayudar al ojo a enfocar lo que vemos con nitidez. Con el tiempo, el cristalino pierde transparencia y flexibilidad y se va reduciendo el enfoque en visión cercana.

¿Cuáles son los síntomas de las cataratas?

La catarata no reviste dolor, pero sí es muy molesto y frustrante. Habitualmente, el paciente comienza a notar visión borrosa, como un nube en su campo visual, intolerancia a luz intensa y halos en los focos de luz. También puede tener la sensación que los colores han perdido intensidad.

Las gafas o las lentillas, pueden mejorar la visión.

¿Quién padece cataratas?

Como ya hemos señalado, es una consecuencia del envejecimiento natural de ojo generalmente a partir de los 60 años es cuando comienzan a aparecer los primeros síntomas.

Tiene aparejado algunos factores que aumentan el riesgo de desarrollar cataratas, como la diabetes, el consumo de tabaco, la obesidad, la hipertensión arterial, etc. El uso de los móviles y las pantallas ha acelerado también su aparición.

¿Cómo se detecta y qué soluciones tienen las cataratas?

El diagnóstico debe realizarlo un especialista. Habitualmente se detecta en revisiones rutinarias.

El único tratamiento es la cirugía. No existen medicamentos o colirios que frenen su desarrollo. El tratamiento más eficaz es una operación de cataratas a través de microcirugía avanzada. En IOTT contamos con el láser CATALYS y la tecnología femtosegundo, capaces de solucionar el problema en menos de 5 minutos y con un postoperatorio reducido.

 

SOLICITAR CITA

Equipo IOTT